$hide=home

$show=0


$show=home



$show=home

$show=home

"La revista #1 para la actualización ministerial del siervo de Dios"

DESARROLLO PERSONAL • CUIDADO PASTORAL • CRECIMIENTO DE IGLESIA

Escuela Dominical Jóvenes & Adolescentes • Grupos Pequeños • Matrimonio & Romance • Consejería • Familia & Educación • Administración & Finanzas

$type=three$cols=3$count=6$m=0$sn=0$rm=0$show=home$ct=0$spa=1$h=200$pg=1

$show=home

"Gracias por estos insumos espiritules. Sin duda se trata de una gran contribución a la formación teológica de la iglesia evangélica de América Latina. Bendiciones!" 

- Daniel Johnson Benoit. 

$show=home

"Muchas gracias y realmente desde hace varios años vengo utilizando artículos de su revista y han sido de gran bendición para mi vida y mi iglesia. Que Dios les siga usando" 

- Pastor Carlos Benavides 

$show=home

"BENDICIONES!!! Quiero resaltar el trabajo que ustedes han venido realizando a través de esta revista, han sido una bendición para mi vida, el ministerio y la congregación que pastoreo." 

- Pastor Jose Eduardo Sanchez. 

$show=home


$show=home

.

Enseña, capacita e instruye

Recibe cada semana contenidos con instrucciones bíblicas prácticas para enseñar, capacitar e instruir a los obreros y a la iglesia en los propósitos de Dios.

Estas son las últimas publicaciones:

$type=carousel$cols=2$show=home$cate=0$count=7$h=280

$show=home

.

Comparte tu experiencia

Te invitamos a leer las respuestas de nuestros lectores y comentar de tu experiencia como obrero y pastor para bendecir y edificar a otros siervos de Dios.

$type=grid$count=4$tbg=rainbow$meta=0$snip=0$rm=0$show=home$ct=0$pg=1

¿Cómo debe realizarse la ayuda económica en la iglesia?


La organización necesaria para la ayuda económica 

En el primer artículo de esta serie, vimos las bases bíblicas y teológicas que fundamentan el ministerio de ayuda a los hermanos necesitados. En este artículo veremos cómo debe organizarse la ayuda. 

Lo primero que debemos entender es que quien da la ayuda es el Señor mismo. Es Jesús el Mesías que fue ungido para dar buenas nuevas a los pobres y abatidos, tal como Isaías lo profetizara (Lucas 4:17-21; Isaías 61:1-3). Este ministerio de Jesús, muestra clara de su triple oficio de Rey, Sacerdote y Profeta, se hace a través de la Iglesia, su cuerpo (1 Corintios 12:27; Efesios 4:12). Entonces, es el mismo Señor Jesucristo quien bendice a los hermanos necesitados mediante la Iglesia como canal de su misericordia. 

Un oficio sagrado 

El libro de los Hechos relata que la Iglesia en Jerusalén repartía bienes a cada uno “según su necesidad” (Hechos 4:35). El rápido crecimiento experimentado creó una carga en los apóstoles, quienes vieron la necesidad de contar con hermanos que se dediquen exclusivamente a esta tarea. 

Así nació el oficio ministerial del diácono (Hechos 6:1-7), el cual, junto con el oficio de pastor, anciano u obispo, es uno de los dos oficios neotestamentarios por excelencia. 

En otras palabras, la Biblia nos dice que la importancia del ministerio de la ayuda a los hermanos es tan grande que la Iglesia debe confiar la ejecución del mismo a personas competentes y de buen testimonio. La Epístola a los Hebreos confirma esta importancia cuando nos indica que la ayuda mutua es un sacrificio (es decir, un acto de culto) agradable a Dios (Hebreos 13:16). Si es un sacrificio agradable, elegir a las personas (ministros) idóneos es una tarea sumamente importante. 

Pablo, escribiendo a Timoteo, establece el perfil de estos ministros tan importantes (1 Timoteo 3:8- 13), y al mismo tiempo orienta acerca de cómo ejecutar este ministerio. Primeramente, está abierto tanto a varones como a mujeres (1 Timoteo 3:11; véase Romanos 16:11). Es un puesto de muchísima confianza, y por ello exige que los candidatos trabajen un tiempo prudencial a prueba antes de ser confirmados. Deben tener la conciencia limpia, de honestidad a toda prueba, sobrios y sin avaricia, con una fe bien clara. Por último, se debe tener una vida familiar sobre bases sólidas; “que gobiernen bien sus hijos y sus casas”, es decir, que no solamente sean buenos padres, sino además buenos administradores del patrimonio propio. 

Un ministerio compartido 

Otra importante conclusión de la orientación de Pablo sobre los diáconos está en su uso del plural; esto nos indica que el diaconado se ejerce en equipo, de manera colegiada. No es posible que uno solo ejerza el ministerio del servicio, sino que la responsabilidad y el privilegio deben ser compartidos. Por tanto, la Iglesia debe buscar de entre sus miembros a hermanos y hermanas con fe a toda prueba, y que cumplan con este perfil ministerial, para formar un equipo que se dedique a poner en práctica la ayuda misericordiosa. 

Este equipo de hermanos debe contar con recursos suficientes para realizar la tarea. Ya sea en dinero o en especie, la Iglesia debe confiar a este equipo la administración de bienes suficientes para que esta tarea pueda cumplirse de manera eficaz. Para ello la Iglesia necesita contar con un presupuesto bien planificado, en donde estén previstos rubros para la ayuda a los hermanos necesitados. Los recursos deben provenir, naturalmente, de la ofrenda de los mismos hermanos, quienes pueden ofrendar en general para el presupuesto de la Iglesia —de lo cual ésta realizará las previsiones necesarias—, o bien podrán ofrendar de manera específica para este ministerio (por ejemplo véase Romanos 15:26; 2 Corintios 8:1-4). La provisión de estos recursos será una demostración de la fe y el amor de esta Iglesia para con sus santos más necesitados. Una Iglesia sana y generosa no tendrá problemas en equipar correctamente este ministerio, en la medida de sus posibilidades. 

Una tarea supervisada 

Las exigencias de sobriedad, honestidad y fidelidad que Pablo hace a los diáconos indican además que la Iglesia debe supervisar constantemente la tarea. Esta labor supervisora descansa en primer lugar sobre los pastores y ancianos de la Iglesia, a quienes se les llama “obispos”; es decir, supervisores (1 Timoteo 3:2). Idealmente, la supervisión no solo debe ser personal por parte de los pastores, sino además debe tener sustento institucional en la Iglesia. No se puede implementar un ministerio diaconal sin mecanismos sólidos de control y auditoría de los recursos invertidos. El patrimonio de la Iglesia es de propiedad del Señor, y es cosa santa y consagrada a Él; por lo tanto debemos tener mecanismos de transparencia sólidos, en donde la rendición de cuentas al pastor y a la congregación deben ser herramientas centrales. Para ello el ministerio debe realizar buenas prácticas esenciales a toda buena administración: documentar cada egreso con comprobantes adecuados, e informar sobre lo realizado como parte del balance anual y estados contables de la Iglesia. 

En conclusión, podemos decir que la ayuda a los hermanos es un ministerio que el Señor mismo ejerce mediante su Iglesia, que al hacerlo da culto agradable a Dios mediante ministros idóneos, los diáconos. A tal efecto, éstos deben contar con recursos suficientes, y su labor debe realizarse bajo la prudente supervisión de los pastores y ancianos, y la Iglesia en general, con sólidos mecanismos de rendición de cuentas. 

En la próxima entrega concluiremos con algunos aspectos prácticos de cuidado que deben tenerse en cuenta al realizar este ministerio. Que el Señor Jesucristo nos permita ser canales de su misericordia mediante este ministerio tan bendecido. 

Por Eduardo Sánchez sombragris@sombragris.org 

Traductor, abogado y teólogo. Abogado por la Universidad Columbia del Paraguay. Máster en Teología (Th.M.) por el Calvin Theological Seminary. Profesor de Ética Cristiana y Biblia en el Seminario Presbiteriano del Paraguay; profesor de Teología y Biblia en la Facultad Evangélica de Teología. Miembro de la Iglesia Cristiana de la Gracia. Reside en Asunción con su esposa.

COMENTARIOS

BLOGGER: 1
  1. Me gustaría recibir más información sobre el ministerio de ayuda de la iglesia

    ResponderEliminar


$hide=home

$hide=home$type=list$show=post$ct=0$cnt=10$sn=0$rm=0$mt=0$cm=1

Nombre

12345,4,7 Secciones Ministeriales,7,A-DESTAQUE-COLUMNA,23,Actual,2,Actualidad,160,Administración y Finanzas,34,Agenda Evangelica,5,ALAS,7,ALTO-TRAFICO,2,Aplicación móvil,1,Apoyar,3,Archivo,3,Biblia,12,BIBLIOTECA DE DESCARGAS,19,Blog,277,Bosquejos,49,Col-Inferior,10,Colecciones en PDF,9,Consejeria,27,Consejería Cristiana,25,Creatividad en la Iglesia,10,Crecimiento de Iglesia,44,Cuidado Pastoral,85,Desarrollo Personal,41,Descarga PDF,33,DESTACADO ARRIBA,10,Destacados,13,Ediciones 2015,11,Ediciones 2016,11,Ediciones 2017,12,Ediciones 2018,12,Ediciones 2019,12,Ediciones 2020,12,Ediciones anteriores,73,Editorial,1,Encuestas,20,Enseñanza,54,Entrevistas audio,3,Escuela Dominical,37,Estudios,1,Evangelismo,18,Experiencias,7,Experiencias-de-Lectores,16,falta-arreglar,1,Familia y Educacion,34,Formularios,6,Frases Cristianas,2,Grupos Pequeños,33,Herramientas,1,Historia Cristiana,31,Inspiracion,34,Jovenes y Adolescentes,41,Lecciones,3,Lectores,3,lectores comentan,3,Liderazgo,55,Listas,16,Listas de Lecciones Bíblicas,3,Listas de Peliculas Cristianas,6,Listas de Preguntas Bíblicas,5,Listas de Temas Cristianos,2,Literatura,22,Mas recursos,6,Mentoreo,9,Misiones,23,Música,1,n/n,1,Navidad,5,nosotros,7,Organismos Evangélicos,6,Peliculas,19,Perfil,14,pie de pagina,1,Predicacion,14,Preguntas Biblicas,5,Recursos,16,Recursos Pastorales,27,Recursos presentados,1,Romance y Matrimonio,28,Secciones,8,Semana Santa,2,Series,20,Series de Artículos,33,Temas de Portada,55,Testimonios,8,Video Taller,38,
ltr
item
Revista La Fuente: ¿Cómo debe realizarse la ayuda económica en la iglesia?
¿Cómo debe realizarse la ayuda económica en la iglesia?
https://1.bp.blogspot.com/-Yb1k_xYxn5E/YE-0nCD1_3I/AAAAAAAABsE/MR4eQLvHfGcCMyPl03UXpJIM-HMViPpOgCLcBGAsYHQ/s16000/lightstock_398503_medium_fredi.jpg
https://1.bp.blogspot.com/-Yb1k_xYxn5E/YE-0nCD1_3I/AAAAAAAABsE/MR4eQLvHfGcCMyPl03UXpJIM-HMViPpOgCLcBGAsYHQ/s72-c/lightstock_398503_medium_fredi.jpg
Revista La Fuente
http://www.revistalafuente.com/2021/03/como-debe-realizarse-la-ayuda-economica.html
http://www.revistalafuente.com/
http://www.revistalafuente.com/
http://www.revistalafuente.com/2021/03/como-debe-realizarse-la-ayuda-economica.html
true
4363038206331579885
UTF-8
Loaded All Posts Not found any posts Leer mas Responder Cancel reply Delete Por Inicio PAGES POSTS Ver todo También te recomendamos estos artículos: Sección ARCHIVE SEARCH ALL POSTS Not found any post match with your request INICIO Sunday Monday Tuesday Wednesday Thursday Friday Saturday Sun Mon Tue Wed Thu Fri Sat January February March April May June July August September October November December Jan Feb Mar Apr May Jun Jul Aug Sep Oct Nov Dec just now hace 1 minuto $$1$$ minutes ago hace 1 hora $$1$$ hours ago Ayer $$1$$ days ago $$1$$ weeks ago more than 5 weeks ago Seguidores Seguir THIS PREMIUM CONTENT IS LOCKED STEP 1: Share to a social network STEP 2: Click the link on your social network Copy All Code Select All Code All codes were copied to your clipboard Can not copy the codes / texts, please press [CTRL]+[C] (or CMD+C with Mac) to copy Table of Content